11.6 C
Madrid

Acoso escolar: ¿es bueno para la víctima hacer público el caso?

Uno de los últimos casos ‘mediáticos’ en lo que a intimidación se refiere al pequeño Izan. Su hermano hizo público un vídeo donde se mostró la humillación que había sufrido el día de su cumpleaños cuando sus compañeros en lugar de felicitarlo en la celebración, se dedicaron a molestarlo con canciones muy inadecuadas que hacían referencia a su aspecto físico. No era la primera vez, según denunció la familia. Las reacciones no se hicieron esperar y el pequeño comenzó a recibir cientos de mensajes de apoyo y solidaridad de famosos y gente anónima.

Pero, en un caso con tanta repercusión, ¿Qué puede significar para el menor que la escena del acoso sea repetida una y otra vez? Los hemos consultado a Patricia Sánchez, psiquiatra psiquiatra especializada en ansiedad, autoestima, emociones y crianza respetuosa.

¿Es positivo para el niño que las redes sociales se hagan eco del acoso?

Para el niño objeto del acoso, se vierte reiteradamente en todas las redes sociales y medios de comunicación, «en un inicio puede resultar vergonzoso y provocar unos niveles de estrés, angustia y desasosiedo elevados”, indica el experto.

No obstante, precisó que si los referentes adultos y las personas de apoyo de su entorno saben reconducir ese malestar y explicarle la repercusión de esa denuncia social, “Puedes sentirte un poco aliviado y esperanzado de que no se repetirá o no lo volverá a vivir”.

Además, en un caso como el comentario de Izan, el apoyo tan mayoritario recibido de parte de mucha gente le puede ayudar a «sentirse la comprensión, apoyado y acompañado, aspectos básicos en su recuperación y normalización de la vida», señala la psicóloga.

¿Dejarlo al margen o hacerlo participar de las acciones contra el acoso?

Una vez que el niño ha sufrido acoso, hay que actuar cuanto antes. Sí algo que corresponde a hacer a los adultos. Es fundamental que entienda que él no es el culpable ni merece haber vivido esa situación, sino que es “algo totalmente injusto que jamás debería haber pasado y que él no ha hecho nada malo”, insiste la especialista de www.patriciasanchezpsicologia.com.

Pero ¿es bueno que el niño se implique en los pasos a seguir o es mejor que permanezca ajeno a ese proceso de denuncia? «Dependerá mucho de la edad de la víctima y de cómo está gestionando esa situación. Si estar informado de las acciones le da alivio est diferente a si cada noticia al respecto le genera crisis de ansiedad, noches sin dormir, dolores de cabeza…”, advierte.

Por este motivo, sur recomendación es qu’enquer al menor acosado de qu’están tomando medidas para solucionar y terminar con la situación, pero sin entrar en detalles.

Niños riéndose de otro en el colegio©AdobeStock

Pasos a seguir cuando el niño está acosado

El acoso escolar es una dura experiencia que puede dejar muchas secuelas De niño mayor, baja autoestima, dificultad en las relaciones sociales, apatía, desmotivación… Incluso el niño, como asesor de Patricia Sánchez, puede que haya perdido la cabeza con el trastorno psicológico de tipo emocional o fóbico.

Por allo ello, ademas de trabajar en la prevencion para que estas situaciones dejen de producir, hay que actuar de manera efectiva cuando un menor se refiere a haber sido víctima de intimidación. Estas son las pautas qu’acconseja la especialista:

Creerlo y escucharlo sin interrumpir

Al niño le suele resultar muy complicado hablar de este tema, por eso hay que «creerlo, escucharlo y dejar que hable sin interrupciones». Cuando consigue sincerarse y comentar lo que le ha conseguido debes sentirte cómodo y libre para expresar tus emociones. Después de este momento inicial, puede explicarle al menor sobrio que no quedó claro, al mismo tiempo que puede comunicarle que va a poner en marcha (sin entrar en detalles) algunas acciones para que cese el acoso.

Previously published on Hola.com

Más artículos

Último Artículo