¿Qué pedirle de comer a tu bebé cuándo ir a un restaurante?

by Ehsan

¿Qué pedirle de comer a tu bebé cuándo ir a un restaurante?

[ad_1]

Para muchos padres salir a tomar algo o hacer una comida o cena en un restaurante puede convertirse en toda una carrera de obstaculos. Para que todos disfrutéis de un momento agradable, armonioso y divertido en familia, así como de un buen menú en vuetro restaurante favoriteto, lo principal será saber cuando es el mayor momento para hacerlo con los peques.

Sí, eso depende de la edad y la personalidad de tu bebé, puedes bordear las salidas a restaurantes de diferente manera y, en ocasiones, las comidas fuera de casa pueden convertirse en un momento de preocupación para los papás, sobre todo, cuando el peque ha comenzado hace poquito con la alimentacion complementaria.

La nutricionista Niria Treviño (@niriatrevino.nutricion), asegura que para aumentar las posibilidades de que nuestras comidas en restaurantes sean una experiencia que todos disfrutemos, es importante tener en cuenta los siguientes aspectos:

Horario flexible

«Planea tu salida en un horario flexible para que puedas contemplarla dentro del momento de la mañana o de la tarde que funcione mejor para ti y para tu bebé», por ejemplo:

  • Al despertar de durante la siesta«Al saber que tenderás al tiempo suficiente para permanecer despierto e interactuar de buen humor, en lugar de irritabilidad experimental por cansancio».
  • En el hora de la comida de tu bebe«para no sacarlo tanto de su rutina y que podamos ofrecer alimentos cuando su cuerpo esté acostumbrado a recibirlos».
  • Si te comprometes estás en un momento que se solapa con alguna de las siestas de tu bebé»,dale de comer en casa y trata de organizarte para que empiece su siesta al llegar al sitio del restaurante. Evite interrumpir su siesta para ‘subirlo y bajarlo del coche’ porque muye probablemente se despertará irritable”.

Restaurantes para bebés amigable

Busca restaurantes agradables para ellos: «Evita lugares con música muy fuerte que puede alterarlos, siempre verifica que sean espacios libres de humo de tabacocuidar que la temperatura de la luz del mar sea la adecuada: evitar, por ejemplo, espacios abiertos en los que del sol directo por tiempos prolongados ya que puede incomodar a tu bebé”.

Haz que se siente comodo

Si vas a dar de comer a tu bebé en el restaurante, “trae contigo los utensilios que normalmente usas Durante sus comidas (por ejemplo: cucharas, babero, vaso-empresario), para que el tiempo de comida sea más cómodo para tu bebé y para ti”. Y, asegúrese de traer también algunos de sus «juguetes favoritos para que pueda entretenerlo cuando termine su comida».


¿Qué comida será la mejor para mi bebé?

Según nos cuenta la nutricionista una de las preguntas más repetidas en su consultada por los papás es, ‘¿qué es mejor?, ¿pedirle comida para él, llevar comida hecha de casa o darle de lo que yo me pida?’ Y su respuesta siempre es la misma: «Las tres opciones son válidas». Aunque lo más práctico es ofrecer de nuestro plato habrá ocasiones en las que la comida no cumpla todos los requisitos para nuestro bebé por lo que, en algunas ocasiones, «es mayor pedir algo diferente para ellos o llevarles comida preparada” y así asegurarnos que no comerán nada que no puedan.

Por otro lado, existe la posibilidad de que tu bebé esté comenzando hace poco con la alimentación complementaria y quieras estar seguro de lo que venga. “Alimentos que ya conoce, sin sal adicionada y preparado como a ti te gusta… Lo mejor, en ese caso, es llevar sus comidas hechas en casa en recipientes herméticos, idealmente en un tupper frío para conservarlo adecuadamente. Puedes pedir que calienten su comida en el restaurante”, sugiere la nutricionista.

Si finalmente te decantas por pedirle algo de comida a tu bebé, la experta nos da un listado de aquellos alimentos más nutritivos y saludablesy que podemos encontrar en la mayoría de restaurants (para menores de 12 meses lo ideal es que las preparaciones sean sin sal):

  • Aquacate.
  • Verduras al vapor o a la parrilla. Puedes aderezar con aceite de oliva virgen extra.
  • Huevo revuelto o hervido, bien cocido.
  • Cereales: tortilla de maíz, pan tostado integral, quinoa, pasta o arroz cocido, patatas al vapor o al horno.
  • Proteínas dulces como salmón o pescado a la plancha o al horno, pollo, cerdo o pavo desmenuzado.
  • Yogur natural, requesón natural.
  • Frutas dulces como platano, mango o frambuesas rebanadas.

[ad_2]

Source link